UNACEM APOYA EL DESARROLLO COMUNITARIO A TRAVÉS DE LA INFRAESTRUCTURA EN CUENCAS

Esta entrada fue publicada en Noticias el por .

 

En UNACEM, entendemos que el agua es vital para la vida, integrando los ecosistemas naturales que hacen posible el sostenimiento y reproducción del planeta. Este recurso genera y mantiene un crecimiento económico a través de actividades como: la agricultura, la pesca, la producción de energía, la industria, el turismo, entre otros.

En la parte alta del departamento de Lima-Perú, se encuentra la cuenca del río Lurín, dando vida uno de los tres ríos que cruza la ciudad, siendo la base del ecodesarrollo de las comunidades aledañas y la región. Por ello, a lo largo de los años, UNACEM ha contribuido con la mejora de la infraestructura de la cuenca lo que permite un mejor aprovechamiento de este recurso.

Apoyo en la infraestructura de cuenca

UNACEM viene apoyando a las diferentes comunidades aledañas y sus gobiernos locales en la ejecución de obras de infraestructura para mejorar sus sistemas de almacenamiento de agua como: represas, reparación y mejoramiento de canales y bocatomas de irrigación, así como la donación de compuertas para canales de regadío, entre otros. Desde el año 2018 se ha apoyado con más de 17 mil bolsas de cemento.

De esta forma se ha logrado incentivar el incremento de la producción agrícola en las comunidades de Cucuya, Santo Domingo de los Olleros, Junta de usuarios del sector hidráulico de Lurín, entre otras, aledañas a la cuenca alta y baja del río Lurín, contribuyendo al emprendimiento local.

Fortalecimiento de organizaciones de base para la gestión del Recurso Hídrico

 Además, través de la línea de fortalecimiento institucional se viene apoyando el proceso de fortalecimiento y formalización de organizaciones usuarias de agua de la cuenca baja del río Lurín con el objetivo de desarrollar capacidades en los dirigentes y líderes usuarios para una adecuada administración, operación y mantenimiento de los sistemas de agua.

En este proceso de fortalecimiento se realizaron las siguientes acciones: identificación de las organizaciones usuarias de agua (uso poblacional y uso agrario), sensibilización, capacitación y asistencia técnica a representantes en la formalización, gestión hídrica y gestión administrativa. Todas estas actividades se realizan en alianza con instituciones locales como los Establecimientos de Salud (MINSA) para la vigilancia sanitaria del agua, la Autoridad Local del Agua (ALA), la Universidad Nacional Agraria La Molina, entre otros.